Pintura para madera

Artículo actualizado el 19/08/16. La aplicación de pintura para madera se viene realizando desde hace varios siglos. Desde la época rupestre hasta los tiempos modernos se han utilizado una gama de pigmentos y pinturas específicas de acuerdo a diversos tipos de superficie. Dentro de los principales materiales que se han usado como superficie o lienzo de pintura, se encuentra la madera.

Pintura para madera

Para pintar madera con éxito es importante dejarse asesorar por un especialista en madera que tenga experiencia con diferentes tipos de superficies de madera y distintas marcas de pintura.

Preparación de la superficie, capa base y tipos de pintura para madera

Barniz tinte satinado BRUGER Princesa TECA

Aceite de linaza para proteger la madera (10 L)

Masilla multiuso madera Liberon RSLTSBA400

Más importante si cabe en relación con la aplicación de pintura a otras superficies delicadas, debemos resaltar la importancia de la preparación de la superficie. Nos referimos a la nivelación o alisamiento de la superficie a pintar.

El proceso se realiza inicialmente con elementos o utensilios destinados para la limpieza, en otros casos se hace uso de papel lija con el fin de pulir y perfeccionar el acabado de la madera. Es importante también identificar los lugares donde haya grietas o parches evidentes, con el fin de sanar esas partes antes de continuar con el proceso.

Posterior a la fase de limpieza y nivelación, sigue la fase de imprimación. Durante esta fase lo que se busca es mediante el uso de un compuesto, lograr que la superficie donde se va a realizar la aplicación de la pintura para madera, adquiera una superficie lo suficientemente plana para que la aplicación de la pintura sea fluida.

La imprimación tiene como objetivo último terminar de sellar aquellas zonas que puedan presentar micro poros. Esta capa también es muy importante por el hecho de actuar como capa de sellado, es decir, conseguir que las manos de pintura que demos no se caigan o agrieten en cuestión de días.

Existen soluciones específicas para imprimación de pintura sobre madera. La pintura que usaremos posteriormente se compone de base, aglutinante y de un pigmento. Se recomiendan pinturas a base de aceite. Debemos tener en cuenta que su efecto es más duradero, pero a cambio de un lapso de tiempo un poco más largo del proceso de secado después de la aplicación de la pintura.

Las pinturas a base de agua también forman parte de la gama de pinturas existentes para madera y dentro de sus principales ventajas está la capacidad de secado rápido y de limpieza rápida.

Estructura y análisis de los tipos de madera

Tanto las pinturas de aceite como las de agua, sirven para pintar sobre madera. Pinturas con base aglutinante son aquellas que refuerzan el pigmento del compuesto y los más populares son los basados en acrílico y vinilo; también los hay en base de aceite y dan como resultado los aceites naturales así como resinas sintéticas. El aglutinante cumple un papel importante dentro del proceso general de la pintura sobre madera, pues le da el estilo a los acabados.

También se debe realizar un análisis del tipo de estructura de madera que se piensa pintar, pueden ser muebles para interiores o exteriores, o si son estructuras que estarán expuestas a precipitaciones e intenso sol.

Muchas veces queremos pintar objetos de madera dentro del hogar y el error más común es no quitar la pintura antigua. Es muy importante que las capas de pintura sobre la madera sean finas; cada mano dada estará en función de los parámetros mencionados como el lugar donde estará el objeto de madera a pintar.

Otro consejo que no se mencionó en la fase de imprimación es que antes de realizar esta capa base, la superficie debe estar totalmente seca. Dependiendo del caso y el tamaño de la estructura de madera a pintar, se recomienda el uso de excelentes herramientas de ayuda tales como lijas eléctricas o lijas de papel para el caso de que el elemento a pintar sea de dimensiones trabajables.

Madera antigua y clave para resultados óptimos en pintura para madera

Para los casos de madera vieja se utiliza barniz como imprimación; un pincel o una brocha también forman parte del kit de pintura para madera que usted debe adquirir para su nuevo proyecto de pintura sobre madera.

Las pinturas de agua son las más utilizadas para la pintura de madera con fines artesanales así como también las pinturas de base acrílica.

Pintores especializados en madera aseguran que la clave para obtener los mejores resultados en la pintura de este material se encuentra en el proceso de lijado y rellenado de grietas. Gracias a esta parte del proceso, cuánto más lisa la superficie de madera a intervenir más fácil lo tendremos para avanzar al siguiente proceso correspondiente a la capa base aglutinante.

El barniz le otorga a la madera cualidades de brillo, color y también funciona como aislante, dándole protección a la madera contra amenazas tales como las termitas.

Otro consejo general relacionado con el alisamiento de la madera a pintar, está relacionado con conseguir pintura que no genere moho, sobre todo si se trata de elementos de madera que formarán parte de exteriores dentro de su casa u oficina.

De forma análoga para regiones donde haga mucho calor también existen soluciones y pinturas que añaden un componente de protección contra los rayos negativos provenientes del sol.

Otro tipo de pintura es la que está basada en latex. Se usan principalmente para la pintura de objetos de madera de nivel decorativo y artesanal. Dentro de las principales características de pintar con este tipo de pintura están los perfectos acabados y durabilidad de la aplicación.

Utilice este enlace para comprar pintura para madera.

Descargar artículo completo pintura para madera en pdf

¿Has pintado sobre superficies de madera alguna vez en tu vida? Cuéntanos que consejos o recomendaciones puedes compartir con nosotros.

3 Comentarios

  1. Sol Ramirez
  2. Luis Martos

Deja tu opinion y comparte!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *