Pintura para techos

Artículo actualizado el 24/08/16. Hay una pintura para techos especialmente diseñada para este fin. Veremos los diferentes tipos. Pintar techos es totalmente diferente a pintar paredes o suelos.

Existen variedades de pinturas que se pueden aplicar en los techos dependiendo del propósito que se persiga, desde un simple cambio de color al techo en cuestión, incluso hasta formar bases sólidas e impermeables, aumentando la durabilidad de los mismos.

Pintura para techos BRUGUER 2,5 litrosEncontramos una variedad de recubrimientos para techos fabricados de metal, loza, teja e incluso tabla yeso.

Veamos cuáles son y qué características tienen dependiendo del tipo de techo para que el que hayan sido creadas.

Tipos de pintura para techos

Pintura a base de aceite

Esta es la más común y utilizada en techos de metal teja, sirviendo de protección ante los agentes climáticos.

Es un compuesto que se aplica en compañía de disolvente, gas u otro combustible.

Pinturas de compuestos asfálticos

Como su nombre indica está hecha en base a compuestos asfálticos. Esta composición es aplicada sobre la superficie con el fin de protegerla, evitando así el paso del agua ya que después de su aplicación se vuelve una capa impermeable. Fue una de las primeras pinturas que se utilizaron en el recubrimiento de techos.

Cubrimiento líquido

Originalmente viene en estado líquido que cambia a sólido minutos después de su aplicación, formando una capa selladora y de carácter protector. Por ser líquido penetra la superficie donde es aplicada sellando toda fisura que permita la filtración de agua o como compuesto soldador uniendo dos partes formando una película sólida.

Este cubrimiento es usado en techos antiguos que necesitan una reparación urgente. Esto no quiere decir que no se pueda usar en superficies recientes a quienes brinda varias características entre ellas color, impermeabilidad y protección a los daños ocasionados por sol y lluvia prolongada.

Pintura para techos

Pinturas atérmicas

En ocasiones sentimos un calor infernal por tener un techo de metal, que debido a las altas temperaturas del sol calienta demasiado. Estos recubrimientos atérmicos son una buena solución. Tienen una característica tipo espejo, que hace que los rayos solares reboten evitando que entren al interior y facilitando que la temperatura disminuya.

Estos recubrimientos vienen en tono blanco, este color es ideal ya que funciona como repelente solar, dándole frescura y además protección a los techos de materiales metálicos.

Pinturas en fibra

Tiene mucha similitud con las pinturas atérmicas, ambas cumplen las mismas funciones conteniendo otros compuestos que la vuelven excepcional. En los techos actúa dando brillo y formando un escudo que bloquea y que desvía gran cantidad de luz del sol, volviendo impermeables las superficies donde se aplica. De esta forma se evita el daño que se pudiera ocasionar por el paso del agua en temporadas prolongadas de lluvia.

Pintar un techo no tiene solamente un objetivo estético. Estas pinturas ayudan a sellar, impermeabilizar y proteger al techo contra las humedades que se puedan producir y que sean causantes de hongos o musgos, los cuales penetran hasta el interior del hogar y pueden causar problemas serios de salud para las personas alérgicas.

Descargar artículo completo pintura para techos en pdf

Si quieres pintar la habitación completa ponte también con las paredes.

¿Has pintado alguna vez un techo? ¿has acabado hasta arriba de pintura? Cuéntanos qué pasó tu primera vez.

Deja tu opinion y comparte!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *